Joachim H. Knoll

En el presente número de nuestra revista tenemos la satisfacción de celebrar otro gran acontecimiento, a saber, el quincuagésimo aniversario del Instituto de Educación de la UNESCO, con sede en Hamburgo, con el cual colaboramos desde hace mucho tiempo. A continuación, el Prof. Dr. Knoll reseña su historia. El autor, que colabora casi regularmente con nuestra revista y es miembro del Consejo del IIZ/DVV, ocupó -hasta su jubilación en 1997- la cátedra de Educación de Adultos y Trabajo Juvenil Extraescolar de la Universidad de Bochum. Durante 25 años fue editor del Anuario Internacional de Educación de Adultos.

De la educación para el tiempo libre a la educación permanente: los 50 años del Instituto de Educación de la UNESCO

El Instituto de Educación de la UNESCO (IEU), con sede en Hamburgo, celebra en estos días el quincuagésimo aniversario de su fundación. En el transcurso de este medio siglo se ha forjado una gran prestigio, al cual también han contribuido diversas modificaciones de su curso programático. Esta línea programática se encuentra estrechamente vinculada a las corrientes que en las distintas épocas caracterizaron la pedagogía y la educación política y, sobre todo, ha acentuado el cambio de la imagen internacional de la educación y de las ciencias de la educación. Ya en el título de esta breve aportación se alude a este proceso de transformación, que ha permitido que el Instituto de Educación de la UNESCO sea hoy en día el centro más importante y competente en el área de la educación de adultos internacional y comparativa, siempre consciente de que su función se debe situar a nivel internacional entre la teoría y la práctica. Cuando el Instituto vio la luz en 1951, asistió al parto como ponente e invitada especial una mujer que en la historia de la pedagogía ha librado una doble lucha: por una percepción transnacional de la educación y de las ciencias de la educación, y por una pedagogía que no excluya a los sectores desposeídos y marginados del progreso de las sociedades y del mundo en su totalidad, sino que se ocupe de la existencia individual-especial de forma consciente y con una perspectiva de «integración». El hecho de tener a María Montessori de madrina conlleva el permanente deber de amparar a los desfavorecidos desde el punto de vista tanto económico como político y social. Ello explica la opción del Instituto por una pedagogía en favor de los países en desarrollo y, en consecuencia, la decisión de asignar por largo tiempo un carácter prioritario o incluso exclusivo a los proyectos y programas de alfabetización. Las distintas fases que caracterizan el desarrollo del Instituto han sido indudablemente determinadas también por los correspondientes directores (Merck, Robinsohn, Carelli, Dave, Bélanger, Quane), los que han configurado con un mayor o menor grado de intensidad, durante un período más prolongado o breve y con distintos énfasis la imagen de la organización. Desde un comienzo existió la conciencia de que un organismo con sede en Alemania no necesariamente debe hacerse cargo de la situación y de los problemas locales. Para el Instituto de Educación de la UNESCO los vínculos con el programa de la UNESCO han representado en general un desafío intelectual y no una obligación limitante.

El IEU es en primer lugar un instituto de investigación sui generis, relacionado primordialmente con proyectos de orientación práctica. Luego es también un lugar de encuentro, concebido y administrado incluso en los tiempos de la delimitación Este-Oeste de ta l manera que trascienda los sistemas. Finalmente, el Instituto es un centro de documentación, cuyas existencias aumentan sin cesar y son ya hoy en día un instrumento indispensable de la investigación con una dimensión internacional y comparativa de la educación y de las ciencias de la educación, como también de la investigación universitaria de ciertos países.

Esta amplia gama de tareas, al igual que las publicaciones y los servicios prácticos que ellas han originado deben de haber inducido a la UNESCO a encomendar al Instituto la realización de la Quinta Conferencia Mundial sobre Educación de Adultos (CONFINTEA V). Ello redundó en un aumento del prestigio del Instituto como centro de investigación y órgano ejecutor de proyectos en el ámbito de la educación permanente. Gracias a sus resultados (Plan de Acción para el Futuro, Declaración de Hamburgo), la Conferencia, celebrada en 1997 en Hamburgo, no ha perdido actualidad: la dedicación intelectual y el trabajo práctico en torno a la educación permanente han adquirido un carácter casi perenne y son elementos omnipresentes en el quehacer del Instituto. Las conferencias mundiales no pueden ser analizadas en forma aislada de los procesos de desarrollo políticos y macroeconómicos: no son acontecimientos político-educativos y científico-educativos disociados del entorno social, que tienen lugar prácticamente en el vacío. Por el contrario, cada una de estas conferencias ha contribuido en mayor o menor medida a superar los conflictos y las crisis de su tiempo. En consecuencia, las conferencias previas a la de Hamburgo se caracterizan por determinadas prioridades y énfasis especiales: Elsinor 1948, Montreal 1960, Tokio 1972, París 1985 y Hamburgo 1997. La frecuencia con la que se celebran -cada 15 años- se ha logrado imponer y ha demostrado ser positiva pu es las hace descollar entre la multitud de conferencias que tienen lugar con mayor periodicidad: las transforma en verdaderos acontecimientos, orientados hacia la práctica y con una misión de interés para todos los países participantes, independientemente de su situación económica o estructura política.

En la historia del Instituto, pero también en la de la UNESCO, la programática que conjugó la educación de adultos con la alfabetización marcó en general una etapa especialmente positiva debido a que unió a los países en desarrollo y a las naciones industrializadas -si bien con cierto retardo- por medio de una preocupación común y de estrategias similares. La UNESCO no tardó mucho en reconocer y aceptar la inviabilidad de su sueño en cuanto a transformarse en un instrumento de armonización cultural: una cultura única en un mundo único. Hoy, este eufemismo irreal ha sido reemplazado por la visión de una gran variedad de pueblos conviviendo en una comunidad en la que imperen la tolerancia y la moralidad política. Obviamente, ello no trae aparejada una desvinculación inmediata de toda utopía concreta. La «erradicación del analfabetismo» es una de estas utopías que si bien tienen ciertas posibilidades de concretización, ello no ocurrirá en un plazo tan corto como la UNESCO ha proclamado reiteradamente.

Hoy en día los campos de la educación de adultos, de la educación básica y de la alfabetización se encuentran en un mismo nivel, entrelazados en numerosos aspectos por la fórmula superpuesta del aprendizaje durante toda la vida. El punto de partida de esta evolución fue el debate sobre el Informe FAURE de comienzos de la década de 1970 (1972) y el punto culminante, el Informe de la Comisión Delors de finales del siglo pasado (1996/97). En relación con estos tres campos de activ idad prioritarios del Instituto se pueden mencionar numerosas contribuciones y publicaciones y muchos proyectos de responsabilidad exclusiva del Instituto y sus colaboradores o compartida con otros socios. Así por ejemplo, las Medidas de Seguimiento de la CONFINTEA V y la perspectiva contemplada ya en estas medidas en cuanto a considerar el aprendizaje durante toda la vida como un concepto amplio que comprenda todas las etapas e instituciones educativas, así como el propósito de hacerlo realidad; o, en relación con la alfabetización, el proyecto en gran escala que está en marcha desde hace ya algún tiempo, cuya actualidad se debe también a las nuevas estrategias y a los nuevos conceptos, y dentro de cuyo contexto en el año pasado se celebraron una serie de reuniones en el Instituto, entre ellas International Meeting: The Making of Literate Societies Revisited (Revisión del proceso de creación de sociedades alfabetizadas); también la percepción de la educación básica como una educación que además de las técnicas culturales formalizadas abarque aspectos que contribuyan a mejorar la forma y la calidad de vida y a aumentar el grado de participación social. Dentro de este contexto se encuentran los congresos y las publicaciones sobre educación ambiental, educación sanitaria (estrategias de prevención del VIH/SIDA) o educación cívica.

Abordaremos la organización y la estructura del Instituto sólo en la medida en que ellas están relacionadas con los proyectos y programas del Instituto. Ya hemos señalado que el perfil del Instituto se ha visto determinado por las funciones que le han sido asignadas por la UNESCO y también por las personas que ocuparon el cargo de director. Pienso que ha sido una suerte que luego de los años iniciales se haya designado a personalidades extranjeras para los cargos dire ctivos, pues de esta manera se ha logrado evitar un énfasis desproporcionado en el emplazamiento y al mismo tiempo se ha reforzado la orientación internacional.

Entre las actividades que actualmente realiza el Instituto se cuenta el seguimiento de la última conferencia mundial - lo cual puede obedecer al compromiso del director. A la vez se le está dedicando mayor atención a los problemas de África -el continente relegado- y, por último, se está poniendo de relieve el aprendizaje como elemento práctico-educativo de un concepto que comprende toda la vida. Al actual director le resulta de gran utilidad su dominio del idioma alemán para establecer contactos con los sectores de la política educacional alemana y para acceder a recursos financieros, los cuales provienen en su mayor parte del Gobierno Federal y de la Ciudad Libre y Hanseática de Hamburgo. Tanto las contribuciones como los encargos que recibe el Instituto se están incrementando como consecuencia del compromiso cada vez mayor de algunos estados miembros, entre los cuales destacan especialmente los países escandinavos y Canadá.

Las conferencias generales de la UNESCO redundaron generalmente en una mayor relevancia del Instituto dentro del contexto de la política educativa de la organización parisiense. Con ocasión de la última conferencia mundial se le aseguró también al Instituto un aumento de su personal y, por ende, también de su capacidad de trabajo. Sin embargo, no debe omitirse el hecho de que no todas las esperanzas se vieron cumplidas. La selección del personal adicional no le fue encomendada al Instituto; fue más bien la organización en París la que se hizo cargo de esta labor. Y junto con este personal le fueron asignados al Instituto también algunos proyectos que no sin dificultad pudieron ser conjuga dos con su filosofía de trabajo. Pero todo ello ya es parte del pasado.

Entretanto, el Instituto ha desarrollado una estructura de acuerdo con los contenidos, la cual ha sido fuente de una nueva motivación y, sobre todo, ha permitido que la organización apunte hacia un concepto común. El trabajo programático se divide, sin demasiada rigidez, en cuatro grandes ámbitos, y se procura que los temas mismos no se vean afectados por la superposición de aspectos funcionales. Esta estructura tiene una doble finalidad: por una parte, asegurar un cierto grado de flexibilidad para los proyectos actuales y futuros y por la otra, dotar al Instituto de una identidad de contenido con la cual todos los colaboradores se puedan solidarizar. Los cuatro ámbitos, o clusters, que son algo así como vastos campos de investigación que aseguran la continuidad científica en cuanto a contenido y personal, son los siguientes:

  1. El aprendizaje durante toda la vida en diferentes contextos culturales: del establecimiento de las bases al fortalecimiento de la participación creativa (Learning Throughout Life in Different Cultural Contexts: from Laying Foundations to Strenghtening Creative Participation). De este ámbito provinieron las contribuciones a los grandes acontecimientos político-educativos tales como la Conferencia Internacional sobre Educación Permanente de Beijing, celebrada en julio de 2001, o el Diálogo Global de la EXPO 2000.
  2. CONFINTEA V y las medidas de seguimiento de Dakar (CONFINTEA V and Dakar Follow-up): dentro de este ámbito se encuadran las medidas de seguimiento de la Conferencia Mundial de Hamburgo y del Foro de Dakar en un marco político-educativo integral. Es decir, a los resultados relacionados con una u otra de estas reuniones se les da un carácter general y una dimensión global. Este ha sido el caso, por ejemplo, de las semanas del aprendizaje, que han logrado imponerse independientemente de los sistemas y que también resultan atractivas para sistemas en desarrollo (p.ej. Albania, septiembre de 2001).
  3. Capacitación en y para el aprendizaje durante toda la vida (Capacity Building in and for Lifelong Learning). En este ámbito se analizan los proyectos en los cuales la UNESCO lleva a la práctica formas de asistencia educativa que van más allá de un concepto restringido de educación. La gama de estos proyectos es muy amplia y va desde la prevención del VIH/SIDA hasta la construcción y reconstrucción de los sistemas de educación de adultos en regiones en transición de Europa Sudoriental (p.ej., Kosovo).
  4. Intercesión estructurada: trabajo en red, documentación, comunicación y mercadeo (Structured Advocacy: Networking, Documentation, Communication and Marketing). Entre sus labores se cuentan la autoevaluación y el control de la calidad del trabajo del Instituto. Responde a la demanda de información de todas las regiones de la UNESCO, demanda que sólo un Instituto como lo es el IEU puede satisfacer. El departamento de documentación no se limita a recopilar el material sobre educación de adultos/educación permanente disperso por todo el mundo, sino que además lo reúne y cataloga de manera sistemática de acuerdo con un concepto de temas prioritarios, acorde con el programa del Instituto mismo. Cuenta con una bibliografía iniciada en 1972 que permite abrirse paso a través de la multitud de documentos sobre educación permanente y aprendizaje durante toda la vida.

La presentación que el Instituto hace de sí mismo pone de manifiesto que los proyectos organizados en estos ámbitos se encuentran -en cuanto a su forma- a medio camino entre la ciencia aplicada y la práctica de fundamento científico, es decir, abordan la educación permanente tanto en el caso concreto como en aquellas utopías concretas que están relacionadas con los nombres de Faure y Delors, entre otros. En consecuencia, el Instituto no es un mero organismo de investigación de los principios y fundamentos, sino además una entidad de servicio que fomenta el intercambio con personas dedicadas a la educación de adultos e interesadas en los procesos que tienen lugar en este campo en las distintas regiones y con las más variadas finalidades.

Por ello, los tres campos de actividad, a saber educación básica, educación de adultos y alfabetización, son utilizados como diseños de investigación; al mismo tiempo se analiza su situación real y la factibilidad de los modelos de que se dispone. Como ejemplo se puede señalar que el trabajo no se limita a realizar una clasificación en educación de adultos formal, no formal e informal, sino que también documenta las situaciones y los procesos, como se hizo en relación con el proyecto de educación no formal en Marruecos.

En consecuencia se deben revisar y catalogar continuamente los resultados, las publicaciones pertinentes y el enorme flujo de material adicional a fin de ponerlo a disposición de los interesados. El centro de documentación del IEU comprende un vasto campo de la bibliografía especializada: 64.000 libros, documentos y material no publicado hasta la fecha. En la selección se procede de acuerdo con las prioridades t emáticas y finalidades del Instituto. En el año 2000 se recibieron 260 revistas y boletines informativos de las más diversas entidades dedicadas a la educación de adultos e instituciones de las ciencias de la educación. Como parte del proyecto al que ya nos hemos referido anteriormente, la biblioteca posee 8000 colecciones ejemplares sobre alfabetización. Sin embargo, al respecto debemos advertir que en el campo de la alfabetización la demarcación entre la educación extraescolar de adultos y la educación escolar de jóvenes y adolescentes es flexible y por ello el material incluye también ámbitos distintos al de la educación de adultos clásica.

Actualmente se encuentra en proceso de creación una red (Adult Learning Documentation and Information Services - Servicios de Información y Documentación sobre el Aprendizaje de Adultos) que con la sigla ALADIN 89 unifica los establecimientos de educación de adultos, las instituciones científicas y en especial los centros de documentación de todo el mundo, a fin de documentar los hechos y acontecimientos político-educativos pertinentes que se encuentren relacionados con el aprendizaje y la educación durante toda la vida. Por consiguiente, está surgiendo un centro de intercambio de información que le asigna al Instituto también la función de servir como entidad de intercambio de información de la educación de adultos.

Dentro de este contexto no se deben olvidar las publicaciones relacionadas con el propio trabajo.

La UNESCO se ha esforzado desde un comienzo en poner de relieve sus propias publicaciones o aquellas elaboradas bajo su responsabilidad. Ello ha dado lugar a que en la UNESCO, como también en otras organizaciones internacionales, se haya generalizado una práctica de citas de publicacione s que ocasionalmente parece bastante autorreferente, pero que a la vez representa -especialmente para las universidades- una fuente de información adicional sobre conocimientos político-educativos. Esta modalidad de mutuas y fructíferas referencias ha logrado imponerse en la investigación internacional y comparativa, lo cual también es producto de la habilidad lingüística cada vez mayor de los correspondientes expertos y científicos. El 60% del material del centro de documentación del IEU está escrito en idioma inglés, lo cual por una parte es testimonio de un acuerdo tácito sobre el uso de una lengua franca, y, por la otra, refleja la predominancia de los países angloparlantes en el área de la investigación en educación de adultos.

Al respecto cabe mencionar la revista International Review of Education, publicada en diferentes idiomas bajo los auspicios de un consejo editorial compuesto por miembros de diversas naciones. Éste ha impulsado la investigación comparativa -cuyo primer congreso de mayor relevancia tuvo lugar en 1972 precisamente en la sede del IEU- no sólo en Alemania sino también en otros países y regiones. Las grandes personalidades de esta disciplina (desde Bereday pasando por King hasta Noah/Eckstein,) han estado vinculadas al Instituto; asimismo siempre se han mantenido contactos, más allá de los congresos y de las publicaciones, entre los ámbitos de la ciencia, la política y la práctica educativas. El encuentro personal y el contacto humano siempre han tenido cabida en el IEU, si se me permite intercalar esta apreciación impresionista. Si la ciencia como acto de esclarecimiento no es sólo producto de la razón, sino también del corazón, entonces cabe afirmar que en la labor del IEU la razón y el corazón han estado siempre presentes.

Instituto de Educación de la UNESCO
Feldbrunnenstraße 58
20148 Hamburgo

Tel.: (040) 4480410
Fax: (040) 4107723
E-mail: uie@unesco.org
Internet: www.unesco.org/education/uie

Véase: Informe Anual 1999-2000, ed. por el Instituto de Educación de la UNESCO, Hamburgo 2001