Diarra Mahamadou Cheick

Sobre la base de una encuesta mundial sobre programas eficaces para la alfabetización de adultos, la Campaña Mundial por la Educación (CME), ActionAid y sus socios elaboraron los Puntos de Referencia sobre la Educación de Adultos, con el fin de que sirvieran de inspiración para las políticas y la práctica en el área de la alfabetización. Son de utilidad para una amplia gama de actores (la sociedad civil, socios en iniciativas de desarrollo técnico y financiero, comunidades) que están abogando y cabildeando en favor de la alfabetización de adultos, y también serán de ayuda para los gobiernos, el Banco Mundial y el FMI al momento de asegurarse de que sus recursos contribuyan eficazmente a impartir a todas las personas una alfabetización de buena calidad. Los Puntos de Referencia sobre la Alfabetización de Adultos están siendo divulgados principalmente a través de reuniones locales, nacionales, regionales e internacionales, en una diversidad de formatos, tanto impresos como electrónicos. Han sido concebidos como una herramienta adaptable y flexible, con una estrategia que se apoya principalmente en los comentarios críticos con miras a su futura revisión. En consecuencia, resulta importante supervisar los efectos de su difusión: «¿Qué cambios ha provocado la divulgación de los Puntos de Referencia y su adopción por parte de los actores interesados?» Y otra duda fundamental: «¿Quiénes están comprometidos en el proceso y cómo toman parte en él?» Este artículo de Diarra Mahamadou Cheick de la OGN Jeunesse et Développement au Mali corresponde a un análisis crítico de las iniciativas de promoción asociadas a los Puntos de Referencia internacionales sobre la Alfabetización de Adultos en el contexto de África Occidental.

África occidental: Reflexiones críticas en torno a la campaña en favor de la EPT y a los Puntos de Referencia sobre la Alfabetización de Adultos


Hoy en día vivimos en un mundo de profundos cambios, caracterizado por conflictos de interés entre distintos grupos y clases. Al mismo tiempo, la información es la más peligrosa de las armas utilizadas y/o manipuladas por diversas camarillas para conseguir sus fines.

Entre los diferentes grupos podemos distinguir tres categorías:

  • Los marginados
  • Los privilegiados
  • Los igualitaristas

Entre los igualitaristas se incluyen todos aquellos que aman la justicia y luchan por un mundo mejor, lo cual supone ofrecer servicios de buena calidad a todas las personas. Este grupo tiene un carácter heterogéneo, por cuanto está formado por representantes de los otros dos estamentos: los marginados y los privilegiados. Sin embargo, las personas que participan más activamente en estos movimientos sociales (representantes de ONG y OSC, organismos bilaterales, multilaterales, gubernamentales, del sector privado, etc.) son en su gran mayoría individuos relativamente privilegiados. En este artículo se analiza la intervención de los sectores más marginados en el proceso de aplicación de los Puntos de Referencia sobre Alfabetización de Adultos, al igual que la iniciativa en la cual una caravana de alfabetización permitió que esas personas se transformaran en protagonistas del proceso.

Caravana, marcha y conferencia de prensa de Pamoja – África Occidental

Pamoja es la red africana de practicantes y partidarios del REFLECT, un enfoque aplicado al desarrollo comunitario que transforma el análisis de la dinámica del poder en elemento central del aprendizaje, como una manera de empoderar a los excluidos y a los marginados. El enfoque REFLECT se inspiró en las teorías del educador brasileño Paulo Freire, en la evaluación rural participativa (ERP), y en técnicas de la comunicación.

Como preparativo para la Reunión Regional Africana del Decenio de las Naciones Unidas para la Alfabetización (DNUA), que tuvo lugar en Bamako, Mali, en septiembre de 2007, Pamoja – Africa Occidental planificó una serie de medidas en favor de la alfabetización y la prevención del VIH/SIDA, trabajando en asociación con DVV International, ActionAid y la CME.

Una caravana que reunió a practicantes de REFLECT de Guinea- Conakry, Mali y Senegal recorrió estos tres países con el objeto de:

  • Movilizar a las comunidades (dirigentes, facilitadores y participantes en círculos REFLECT a nivel local) en torno al evento de la Conferencia Regional del DNUA que se celebró en Bamako, para instarlos a afianzar su postura en favor de la alfabetización y la lucha contra el VIH/SIDA en sus contextos locales.
  • Informar a las comunidades y crear conciencia a nivel local sobre la campaña por la alfabetización y la lucha contra el VIH/SIDA.
  • Recabar peticiones, exigencias y puntos de vista en estas comunidades con el propósito de influir en las decisiones que se adoptarían en la conferencia de Bamako.
  • Crear un marco para consultas regionales en torno a la trilogía de alfabetización, VIH/SIDA y desarrollo, para así afianzar una estrategia de planificación nacional que abarque todos estos sectores.
  • Como parte de este proceso, los Puntos de Referencia fueron ampliamente difundidos a través de conferencias y mesas redondas organizadas en muchos pueblos y aldeas por donde pasó la caravana, la cual permitió informar a las comunidades acerca de la campaña y asimismo recoger sus comentarios y testimonios relativos a la alfabetización y el VIH/SIDA.

Caravana en África Occidental 

Caravana en África Occidental Fuente: ActionAid

Los siguientes son algunos de los testimonios y comentarios recogidos en las comunidades durante el recorrido:

 

Guinea Conakry

Maimouna Sow, participante en un círculo REFLECT:

«Exigimos que se destine como mínimo el 3 % del presupuesto [de educación] al fomento de la alfabetización, de modo que podamos superar nuestras dificultades, administrar nuestros hogares, como asimismo apoyar y ayudar a nuestros hijos que estudian en la escuela».

Aissata Diallo, ama de casa y comerciante:
«Como mujer alfabetizada soy capaz de utilizar mis conocimientos y mis aptitudes en mis actividades comerciales; por eso estoy pidiendo a los políticos que permitan que todas las mujeres aprendan a leer y escribir, cueste lo que cueste».

El Hadj Amadou Barry, Primer Imán de Hafia:

«El conocimiento no sólo se adquiere mediante la instrucción; es algo que todo ser humano debe buscar desde el nacimiento hasta la muerte, dondequiera que se encuentre. Por eso estoy haciendo un llamamiento urgente a los gobiernos para que inviertan grandes cantidades de dinero en alfabetización y así propicien el desarrollo de nuestras comunidades».

El Hadj Mamadou Moron Diallo, otro Imán:

Aludiendo a un pasaje del Sagrado Corán:
«El conocimiento no tiene igual en esta tierra. Un día Dios le preguntó a uno de sus profetas: qué preferirías tener, ¿conocimiento o poder? Conocimiento, replicó el profeta, de modo que Dios le concedió ambos. Con ello quiero decir que aquel que posee conocimiento también tiene poder. Hoy necesitamos que toda la población sepa leer y escribir para poder luchar contra la pobreza».

Mali

Sanoussi Makalou, miembro de un círculo REFLECT:

«El problema se presenta en dos niveles, el costo de la alfabetización y el resultado final: las comunidades ciertamente perciben la alfabetización como algo positivo, pero no pueden sufragarla; una vez que un alumno finaliza su capacitación no sabe qué hacer con lo que ha aprendido. Es preciso que transitemos hacia el profesionalismo en la alfabetización y para ese fin el 3 % que ustedes están solicitando no es suficiente. El Gobierno tiene que superar esa cifra».

Senegal

Mamou Cissé, concejal municipal elegida de Diossong:
«Los insto a hablar en nombre de las mujeres de Diossong en la próxima conferencia. Las ONG sin duda nos prestan ayuda y hacen todo lo posible por promover la alfabetización, pero es necesario que ésta se transforme en una prioridad del Gobierno».

NDiaye Diouf, facilitador de REFLECT:

«El Estado levanta una escuela en prácticamente todas las aldeas, pero se pueden recorrer cientos de kilómetros sin encontrar ningún centro de alfabetización construido por el Gobierno. Los pocos centros que existen son obra de ONG y asociaciones, que han trabajado con medios muy restringidos. También es necesario mejorar la condición de los alfabetizadores y entregarles un diploma al final de su capacitación».

La Sra. Traoré Fanta Kondé, miembro de un concejo comunal
dirigió el siguiente mensaje en bambara, wolof y fulani:
«Nosotras, las mujeres, constituimos más del 52 % de la población, y sólo una de cada cinco sabe leer y escribir. Hay seis mujeres en el concejo comunal, y yo soy la única que sabe leer y escribir, lo cual obra en nuestra contra cuando hay que adoptar decisiones. Acogemos con los brazos abiertos esta iniciativa de promoción de la alfabetización, que a nuestro juicio va a corregir un error que se ha cometido con las mujeres en lo que respecta a la educación. También opino que así como existe un Día Mundial de la Alfabetización, ya es hora de que en nuestros gobiernos se cree un ministerio responsable de la alfabetización, que cuente con los recursos necesarios para erradicar el analfabetismo y contribuir a lograr el desarrollo sostenible; los centros de alfabetización para mujeres también deben ser respaldados por otras iniciativas, por ejemplo actividades remunerativas y jardinería (…) porque la baja tasa de alfabetismo entre las mujeres está relacionada con sus numerosas obligaciones domésticas y con el tiempo que deben consagrar a la generación de ingresos, lo cual no les deja espacio para asistir a clases de alfabetización».

El director de una oficina regional de educación:
«Necesitamos más recursos para crear centros de alfabetización en lugar de limitarnos a aprovechar los creados por las ONG. Las autoridades locales a las cuales se transfirió la responsabilidad no disponen de recursos suficientes. Si los habitantes no saben leer ni escribir, el grado de participación en el desarrollo del área es muy limitado. Realmente es una obligación de nuestros gobiernos invertir en educación de adultos para así respetar los acuerdos que han ratificado. La alfabetización afecta a todos los sectores y cada ministerio debería contar con un departamento de alfabetización»

Los testimonios que acaban de presentarse se encuentran estrechamente vinculados a los objetivos de EPT, a los ODM y al espíritu que anima los Puntos de Referencia. Es indudable que quienes pertenecen a ambientes y sectores marginados de la sociedad pueden contribuir a fortalecer los diversos movimientos y campañas en favor de la educación.

Ellos constituyen una masa crítica que, una vez informada, se transforma en un elemento indispensable para el éxito de las iniciativas de promoción que están siendo implementadas. 

La marcha y la declaración

La información recopilada por la caravana fue utilizada para redactar la «Declaración de Bamako». Asimismo, se organizó una marcha de la sociedad civil africana para:

  • Presentar la Declaración ante las autoridades que asistirán a la conferencia regional africana del DNUA.
  • Dar a conocer al público la principal exigencia: Destinar como mínimo un 3 % del presupuesto de educación a la alfabetización (también el Punto de Referencia nº 12).

«Al formular la Declaración final de la caravana, esperamos que esta Conferencia Regional Africana que se celebrará en Bamako se caracterice por la suscripción de nuevos compromisos concretos de orden financiero u operativo por parte de los gobiernos nacionales y de socios en iniciativas de desarrollo técnico y financiero».

La Declaración es entregada al director de la Oficina Regional de la UNESCO para la Educación de Adultos

También se entregó un documento con los Puntos de Referencia sobre la Educación de Adultos a los delegados a la conferencia del DNUA, que congregó a una impresionante variedad de ministros, funcionarios gubernamentales y actores de la sociedad civil para concentrarse en el tema de la educación de adultos. Los asistentes a la conferencia reconocieron que los Puntos de Referencia ofrecen un marco práctico para seguir avanzando. Las recomendaciones fundamentales en consonancia con los Puntos de Referencia fueron incorporadas a las conclusiones de la conferencia.

Presentación de la Declaración 

Presentación de la Declaración de África Occidental Fuente: ActionAid

Tras la conferencia se hizo un seguimiento de los compromisos contraídos por los dignatarios y representantes elegidos (primeras damas, ministros y presidente). A este respecto es posible advertir varios resultados positivos:

  • En el informe de la conferencia se subrayó la exigencia de destinar un 3 % del presupuesto de educación a la alfabetización.
  • En Benin, Mali y Senegal se nombraron ministros encargados de la alfabetización.
  • En Mali se redactó la versión definitiva de una política de educación no formal, y en Níger se elaboró un proyecto de política.
  • Se registró un incremento en el monto de recursos asignados a la alfabetización en varios países: 2 % del presupuesto de educación en Senegal, y 3 % en Mali.
  • Varios presidentes y primeras damas pusieron en práctica programas especiales de alfabetización. En Níger y en Guinea-Conakry las primeras damas están trabajando para respaldar la puesta en marcha de dichos programas. En Mali se ha lanzado un programa presidencial especial de alfabetización. En Senegal el Presidente ha destinado un fondo especial a la alfabetización.
  • Los responsables de la Iniciativa de Vía Rápida (IVR) accedieron a considerar la alfabetización en sus asignaciones de fondos a Benin y Burkina Faso.

 

Algunos logros de las campañas de EPT

Como resultado de las campañas emprendidas a nivel internacional, se ha observado una palpable renovación del interés por la alfabetización. Ello queda demostrado por una serie de iniciativas, entre ellas:

  • El Decenio de las Naciones Unidas para la Alfabetización (DNUA).
  • La Iniciativa de Alfabetización para el Empoderamiento (Literacy Initiative for Empowerment – LIFE), que es el marco dentro del cual se pone en práctica el DNUA. LIFE reagrupa a 35 países que tienen una tasa de analfabetismo superior al 50 % o más de 10 millones de habitantes que no saben leer ni escribir.
  • La creciente frecuencia con que se celebran reuniones internacionales, regionales, subregionales, nacionales y locales sobre el tema de la alfabetización.
  • La multiplicidad de investigaciones destinadas a respaldar la promoción en todos los niveles, y el surgimiento de redes y plataformas mejor estructuradas en distintos continentes. También es posible advertir un avance considerable en el funcionamiento de organizaciones de la sociedad civil.
  • La progresiva tendencia a tomar en cuenta la alfabetización y la educación no formal en coaliciones, campañas y políticas.
  • El logro parcial del objetivo de EPT en algunos países.
  • Una voluntad política cada vez más firme a nivel internacional, regional y nacional.

 

El problema

Sin embargo, es necesario que nos mantengamos alerta, pues los discursos floridos y las buenas acciones siempre han formado parte del entorno social y político. Estos resultados son mínimos en comparación con la enorme magnitud y la urgencia de los problemas, y es necesario hacerles un seguimiento para asegurarse de que han permitido mejorar la calidad de vida de las personas marginadas. No basta con limitarse a aumentar la cantidad de recursos disponibles; ello no será suficiente si se ignoran los demás Puntos de Referencia. Hasta ahora, ningún país ha sido capaz de aplicar la gama completa de los diversos Puntos de Referencia y, por tanto, de establecer una relación sinérgica entre ellos. Ciertos elementos son tomados en cuenta, mientras que otros permanecen intactos.

Es importante considerar la manera en que el aumento de los recursos o la implementación de los Puntos de Referencia repercutirá en la vida de los marginados. ¿Cómo podemos garantizar que estos recursos sean gestionados como corresponde? A este respecto, la supervisión por parte de los ciudadanos puede resultar ser una herramienta eficaz. No obstante, estos actores no están suficientemente involucrados en las campañas, y en la mayoría de los casos no están al tanto ni de los compromisos ni de los logros. Hasta el momento estas campañas en pro de la alfabetización se han circunscrito en gran medida al ámbito de académicos e intelectuales, y no ofrecemos espacio a los propios marginados. En consecuencia, las víctimas de estas injusticias son excluidas de las campañas que se emprenden en su nombre. Es interesante advertir que los motivos por los que son marginadas por aquellos a quienes afirmamos estar combatiendo, son casi los mismos que nos impulsan a aislarlas de estas iniciativas.

Analicemos algunos de esos motivos:

  • una aptitud insuficiente de lectura, escritura y cálculo;
  • incapacidad para utilizar las lenguas de comunicación o los idiomas oficiales;
  • insuficiencia de recursos humanos, financieros y materiales para incluir a personas marginadas.

El mundo ha cambiado, al igual que las fuentes de poder. Si históricamente la fortaleza física era considerada en un principio como una de las principales fuentes de poder, este criterio evolucionó para incluir la tenencia de tierras, el control de los ejércitos y los trabajadores, y la propiedad industrial. Hoy en día las fuentes de poder se concentran en un solo elemento: La información. En nuestras sociedades contemporáneas, la persona que ejerce el poder suele ser aquella que puede acceder a la información y controlarla. Y para tener acceso a información confiable en el momento preciso es necesario saber leer, escribir y calcular. A lo anterior se agrega la capacidad para utilizar Internet, que adquiere cada vez mayor importancia en los procesos de inclusión y exclusión. Quienes participan activamente en campañas y movimientos emplean este medio de comunicación que es ampliamente desconocido para las personas más afectadas por el analfabetismo. La raíz de la exclusión en todos los niveles se encuentra en el idioma y la capacidad o incapacidad de manejarlo. En el actual orden de cosas cualquier tentativa de traducción, de interpretación, o de ambas, tiene un costo prohibitivo y, en opinión de quienes ya poseen esta facultad, ella no es prioritaria. Así pues, la pregunta que surge espontáneamente es: «¿Qué debemos hacer?». Desgraciadamente, en la mayoría de los casos la respuesta es trabajar junto a aquellos que ya tienen estas capacidades en lugar de optar por alternativas que tengan en cuenta la realidad de los marginados, o de encontrar medios de comunicación que se adecúen mejor a nuestras necesidades.

Regreso a las bases

En líneas generales, las campañas en favor de la EPT, incluidos los Puntos de Referencia sobre la Alfabetización de Adultos, están dando fruto, aun cuando el grado de progreso varía según el país y el sector. Cada vez con mayor frecuencia, el sector de la alfabetización es materia de reflexiones y de polémicas, pues están en juego los intereses de quienes adoptan las decisiones (el grupo privilegiado). No es raro escuchar a este grupo quejarse de que: «Ustedes han agitado a la comunidad en nuestra contra», o «Ustedes están sembrando el caos al asignar nuestro presupuesto a la gente». Cuando analizamos estas declaraciones, notamos que quien se queja es el opresor, y su resistencia al cambio tiene que ver con la defensa de su situación de privilegio y no de los intereses de una comunidad o de un país. Por cierto que las relaciones de poder cambiarán profundamente una vez que los distintos grupos puedan acceder a toda la información que está disponible para quienes ejercen el poder. También podemos trasladar este análisis al escenario internacional y preguntar:

«¿Qué ganan o pierden los actores privilegiados (gobiernos de países desarrollados, multinacionales) cuando tienen que hacer frente a los pueblos del Sur que cuentan con una buena educación y son capaces de participar en la toma de decisiones de amplio alcance?»

La pobreza, el VIH/SIDA, la corrupción, la mala administración, la discriminación y la marginación de ciertos grupos (por razones de género, raza, origen étnico y filiación política), los conflictos y las guerras, son calamidades comunes a todos los países con un alto número de analfabetos. Con los esfuerzos de promoción, tales como la elaboración y la difusión de los Puntos de Referencia, se pretende contribuir a modificar esta situación, pero es importante reconocer que existen deficiencias en las diversas misiones y estrategias. El grado de participación de las personas en cuyo nombre se han puesto en marcha los Puntos de Referencia y otras iniciativas, ha sido limitado. Los Puntos de Referencia, al igual que otros documentos estratégicos, deben ser divulgados en idiomas locales y nacionales a través de los canales de comunicación apropiados, de modo que las personas más afectadas puedan hacer suyos los valores que constituyen el eje de campañas y movimientos. La educación es un derecho inalienable, pero la información no lo es menos, en especial cuando afecta la vida y el entorno de la gente. El empoderamiento surge al crear en las personas marginadas la capacidad de ejercer y reivindicar sus derechos.

Una de las medidas prioritarias como preparación para la CONFINTEA VI, que se celebrará el 2009 en Brasil, consistirá en transitar hacia una evaluación más formal del impacto de la difusión de los Puntos de Referencia, en la cual se incluya la participación de los marginados, como también de organizaciones de la sociedad civil, de investigadores y de actores de las Naciones Unidas en un taller de validación y planificación, si es que al menos deseamos provocar und cambio.

Clases de alfabetización en Uganda

Clases de alfabetización en Uganda
Fuente: Gideon Mendel/Corbis/ActionAid

Ediciones

Búsqueda de artículos

Pueden buscar artículos en nuestro índice de artículos (ordenado por autor, tema, año, región y país). También ofrece una opción de búsqueda por texto completo.

Suscríbanse

La revista Educación de Adultos y Desarrollo se distribuye de manera gratuita en inglés, francés y español. Si desean recibirla, sírvanse suscribirse aquí.